Hace unos días pude participar en las jornadas sobre intervención con hombres que realizaron desde el Instituto Navarro de Igualdad en Iruña. Entre ponencia y ponencia tuve el gusto de conocer y charlar un rato con Luis Bonino, autor de Micromachismos. Hablando sobre el trabajo con hombres y cómo a veces tratamos de escurrirnos a la hora de trabajar nuestras actitudes frente a las mujeres, me recomendó usar una pregunta en los talleres con hombres.

¿De qué me he librado yo por no ser mujer?

Esto es todo lo que salió en unos 10 o 15 minutos:

  • De entrevistas de trabajo en las que se me cuestionan las capacidades
  • De cobrar menos
  • De parir
  • De tener que trabajar embarazada
  • De tener miedo a ir sola por la calle
  • De que me acosen y me piropeen
  • De que me violen
  • De que me maten
  • De no poder ir a andar sola por el campo
  • Del cuidado de los mayores, de hijos e hijas, hermanos, hermanas, familia en general
  • De que te digan algo por tener sexo con varios hombres
  • De poder hablar con otros chicos cuando estoy en pareja
  • De poder tener amigos
  • De tener que encargarme de las tareas del hogar sistemáticamente
  • De tener que cuidar a mi pareja
  • De pasar noches en el hospital cuidando de algún familia
  • De llevar las cuentas de la casa
  • De llevar el peso de la organización y gestión de la casa
  • De hacer los cambios de ropa de verano a invierno a toda la familiar
  • De encargarme de apuntar a mis hijos e hijas a extraescolares
  • De poner la lavadora
  • De planchar
  • De ir a la escuela a hablar con los profesores
  • De comprar y preparar los libros para la escuela
  • De cocinar para toda la familiar
  • De tener que saber cocinar bien
  • De tener que pensar en qué hay que comprar para poder cocinar, incluso cuando no cocino yo
  • De tener que depilarme, teñirme, maquillarme etc.
  • De que me usen como objeto sexual
  • De la prostitución
  • De no poder ascender en trabajos
  • De no tener que demostrar que pese a ser mujer, puede desarrollar mis funciones en un trabajo
  • De que me digan “mujer al volante peligro constante”
  • De que me digan “mujer tenía que ser”
  • De que gente desconocida me indique para aparcar
  • De tener que preocuparme en no beber para ser quien conduzca a la vuelta
  • De que me cuestionen al conducir
  • De tener que ir de copiloto o en el asiento de atrás si hay otros hombres
  • De tener miedo de salir por la noche
  • De no tener acceso a los puesto de poder
  • De no ir a casa con amigos

 ¿Qué más cosas se te ocurren? 

Abrir chat
¿Puedo ayudarte?